Problemas cutáneos en gatos blancos

Los problemas cutáneos en gatos blancos pueden convertirse, si no es atendido a tiempo, en un carcinoma de células escamosas. Es cierto que todos los animales disfrutan dormir al sol pero como humanos responsables debemos estar atentos y protegerlos.


El sol es saludable para todos pero siempre hay que tomar recaudos para evitar los problemas cutáneos, sobre todo, en gatos blancos. Lamentablemente, la exposición sin límite a los rayos UV podría ocasionar daños severos.

Problemas cutáneos en gatos blancos

Gatos y perros aman el sol casi tanto o más que nosotros. Cuando abrimos una ventana o la puerta que da al patio y lo primero que hacen es salir disparados en busca del rincón más soleado para tirarse a descansar. Y de la misma manera como nos preocupamos por nuestra piel, intentando prevenir posibles quemaduras o enfermedades como el cáncer, también debemos ocuparnos de nuestros animales. ¿Se pueden prevenir las patologías cutáneas en gatos? La respuesta es sí.

Mi gato Amtommio, rubio y de nariz rosada, tiene terminantemente prohibido la exposición a los rayos UV. Antes, salía a la ventana en horarios menos peligrosos pero desde que le diagnosticaron un fibrosarcoma, hay que cuidarlo más. En general todos los gatos blancos o rubios y de narices rosadas, deben estar muy bien controlados. Entre los seguidores de #MiGatoDinamita, han aparecido muchos casos de gatos con precáncer.

Perla, por ejemplo, la gata hermosa de nuestra amiga Laura Melgar, desarrolló queratosis actinica por el sol y se le pelaron las orejas (y la nariz). Igual que nosotros, cuando nos pelamos la cara durante las vacaciones. El protector ayuda pero lo mejor es evitar el sol según dijo su dermatóloga.

Por esa razón nos pareció oportuno compartir un fragmento de una nota del Dr. Mario Gatti

«Los gatos totalmente blancos son portadores del gen W que es un gen dominante y epistático, o sea que enmascara el efecto de los otros genes que rigen el color del manto. El gato puede ser genéticamente negro o rojo pero se ve totalmente blanco si tiene el superdominante gen W.
El gen W reduce totalmente los melanoblastos que son las células precursoras de los melanocitos que fabrican el pigmento de la piel. Debido a esto la piel no tiene pigmento y se ve de color blanco.
Dentro de las patologías asociadas a este gen tenemos la sordera por atrofia del órgano de Corti en el oido interno, las patologías actínicas o solares cutáneas, y podemos también tener gatos machos blancos con doble cromosoma X que serían los machos rojos y negros tapados por el blanco. Esta alteración genética produce infertilidad por atrofia testicular.
Como vemos, el color blanco además de sus patologías propias, puede presentar patología de otros colores a los cuales enmascara fenotipicamente».

Gato con dermatitis

La dermatitis actínica se produce por la exposición a la radiación ultravioleta de los rayos solares en forma reiterada en el tiempo, de zonas sin pigmento y además con poca cobertura pilosa como las orejas, párpados, nariz y labios.

Dermatitis

Los animales pueden desarrollar varios tipos de tumores de cáncer de piel, especialmente a medida que envejecen.
La exposición al sol es un factor de riesgo pero no causa todos los cánceres cutáneos. La mayoría de los crecimientos, bultos y protuberancias pueden no ser motivo de preocupación, pero es fundamental que un veterinario los examine. El fibrosarcoma de mi gato, por ejemplo, apareció en la zona del cuello y resultó ser una consecuencia de una vacuna.


Tipos de cáncer de piel frecuentes.
El melanoma maligno (los melanomas pueden ser benignos o cancerosos), tumores de mastocitos (tal vez el tipo más común de cáncer en los perros), tumores de células histiocíticas, fibrosarcoma (se encuentra en los tejidos conectivos debajo de la piel.
Estos crecen lentamente y rara vez hacen metástasis), carcinoma de células escamosas (este es el tipo más común de carcinoma y generalmente aparece en la parte inferior de las piernas, el abdomen, la cabeza y la parte posterior. El carcinoma aparece como bultos que son firmes al tacto).

¿Solo el gato puede sufrir quemaduras solares en áreas expuestas y sensibles? No, los perros también. Nuestra recomendación es evitar la exposición excesiva entre los horarios picos que van entre las 10 y las 5 de la tarde. Y si sabemos que va a pasar muchas horas al sol, hablar urgente con un veterinario dermatólogo.

«Los gatos blancos gerontes de vida libre serían los más predispuestos a esta patología, pero también se puede dar en gatos jóvenes y que no salgan, pero tengan por costumbre tomar sol en patios, balcones, ventanas etc.

Los signos clínicos en la piel se caracterizan por:
a– eritema ( enrojecimiento )
b– engrosamiento
c– erosiones sobre todo en el borde de las orejas
d– ulceraciones y costras
e– prurito y movimientos espasmódicos del pabellón auricular.
Como siempre hay que hacer varios diagnósticos diferenciales, o sea descartar que los signos correspondan a otras patologías como dermatitis alérgicas, sarna notoédrica, enfermedades autoinmunes, traumas por peleas, etc. El tratamiento se basar en primer lugar en evitar los rayos ultravioletas, y en una serie de medidas medicamentosas y quirúrgicas que implementar el veterinario a cargo del caso», indica Gatti.
Ya saben: atención, precaución y ante cualquier duda, consulten al veterinario.