En una alimentación saludable y completa, biológicamente apropiada para un gato, el hígado debe estar presente. Cuando ellos atrapan una presa (conejo, pajáro, rata), la comen entera, con el hígado. Además, esta víscera es una fuente importante de vitaminas. ¿Qué pasa entonces con la hipervitaminosis A? Al gato no se le puede dar hígado en exceso, eso es verdad… pero en la cantidad adecuada, que es mínima, se puede (y se debe) incorporar todos los días. ¿Puede comer paté de lata? NO. Si un día te quedaste sin carne, ¿podés darle solo hígado? No.
Para saber bien la cantidad, consultá con tu veterinario holístico y que él, en base a estado general de tu gato, te indique cuánto agregar en su dieta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.