La mejor alimentación para perros

La comida seca es práctica pero no es nutritiva ni apropiada para un carnívoro. La mejor alimentación para perros debe ser fresca, de grado humano y libre de granos.

para Gonzalo, que no va a cambiar de parecer pero al menos, no va a poder decir «no sabía».

Alimento adecuado para perros

La mejor alimentación para perros dista mucho de eso que vos le servís todos los días en el plato porque un carnívoros debe comer carne. Pero antes de empezar a hablar de alimentación, hay que remarcar que en la facultad de veterinaria no enseñan nada sobre nutrición animal. Y esta es la razón principal de tanto desconocimiento.

Lamentablemente, lo poco que se habla al respecto, está a cargo de representantes de las grandes industrias de alimentos para mascotas. Esto significa que si el profesional quiere saber más sobre el tema, debe formarse por su cuenta. Por esta razón (y en algunos casos, también por dinero), las empresas pagan para ser recomendadas, sosteniendo la idea errónea de que un carnívoro puede alimentarse durante toda su vida con croquetas de dudosa calidad.
Imaginá que tu médico te recomendara comer alimento chatarra, lleno de aditivos, conservantes y escasos nutrientes. Considerarías que está loco, ¿no?
La mayoría de las empresas que fabrican «alimento balanceado» están sujetas al fraude y etiquetado incorrecto. Los perros (carnívoros carroñeros), a diferencia de los gatos (carnívoros absolutos) pueden adaptarse a llevar una alimentación biológicamente inadecuada para su especie. ¿Eso significa que vos, como guardián de ese animal, podés abusar de él a través de lo que le das de comer? ABSOLUTAMENTE, NO.


Nuestro objetivo principal es fomentar el bienestar animal y que los humanos tratemos a nuestros perros y gatos con respeto, nutriéndolos con aquellos alimentos para los que fueron diseñados por naturaleza. De este modo, su organismo no se verá obligado a estresarse para poder procesar un alimento inapropiado para su especie.

Para muchas personas, comprar un animal implica simplemente pagar una suma importante de dinero y poder hacer cualquier cosa con él porque «lo pagué, es mío». Y luego desentenderse completamente de su salud. Y no me refiero solo a una nutrición inadecuada: también los drogan con productos altamente peligrosos para que no ladren o enloquezcan los días de lluvia o durante las fiestas de Fin de Año. Nosotros no le hablamos a esas personas sino a los guardianes de mascotas, que adoptan desde el amor y se comprometen a brindarles los cuidados necesarios a perros y gatos.

«No comas nada que no se pudra, eventualmente», dice Michael Pollan.
Hacé la prueba de dejar un puñado de croquetas en un frasco durante varios años. Pasado el tiempo seguirán intactas.
La única forma de saber qué están comiendo tus mascotas, es elaborando vos el alimento. Y asegurándote de que sea apto para el consumo humano. Eso que vos ponés en el plato de tu perro, no lo es. Leé las etiquetas, no dejes que un empresario decida por vos. Sos responsable de su salud y bienestar.

Por esta y otras muchas razones, es absolutamente demencial pensar que los perros puedan desarrollarse con un alimento que no cumple los requerimiento nutricionales para su especie. Las croquetas de paquete son sometidas a elevadas temperaturas para lograr su forma y aspecto. Hay una gran diferencia entre sobrevivir y desarrollarse y es clave que podamos entender ambos conceptos. El Dr. Doug Kneuven (veterinario holístico), afirma «puedo digerir el etanol y la sacarosa, pero eso no significa que estaré saludable al consumir una alimentación que incluya una gran cantidad de Twinkies (pastelito de relleno cremoso elaborado a base de mantequilla) y tequila«.

Pitbull comiendo un hueso.

«Los dientes de los animales fueron diseñados específicamente para los alimentos que deben comer por naturaleza. Los perros tienen dientes, mandíbulas y digestión de un carnívoro», insiste Karen Becker. Entonces, ¿por qué nos empeñamos en darle algo que no es para ellos? ¿Le darías una hamburguesa a una tortuga? Lamentablemente, tanto gatos como perros, son lo suficientemente resistentes como para soportar los desastres que hacemos nosotros con ellos.

Resumiendo: alimentar a tu perro como omnívoro (y ni hablar de las dietas veggies) significa que padecerá mayor inflamación y liberará más insulina, tendrá problemas en los dientes, mal aliento, engordará, etc. «Mi perro tiene el pelo brillante y come croquetas», dijo mi ahijado el otro día mientras yo lo miraba horrorizada. No te dejes engañar: la industria de alimentos para mascotas no está interesada en la salud de Bestia. Solo quiere ganar dinero al final del día.